Manual de Doctrinas Bíblicas

MANUAL DE DOCTRINAS BIBLICAS


Nosotros los miembros de la Iglesia “Pentecostal Camino a la Vida Eterna”, inc. De Maryland; consientes de la importancia y necesidad de dejar claramente establecidas nuestras creencias, constitución y Norma de conducta que nos gobiernan como Iglesia de Jesucristo, establecemos a continuación nuestras creencias, constitución y reglamento. 

INTRODUCCIÓN

     Sabemos que Cristo es la cabeza de la Iglesia, y que la iglesia esta bajo su mando y poderío. El Señor en su “Libro Sagrado” llamado: Biblia, nos dejo implantadas las ordenanzas, leyes y reglamentos que debemos seguir. No hay un libro mejor por el cual el cristiano debe guiarse como lo es “LA PALABRA DE DIOS”
     Cada organización o Iglesia necesita un reglamento local; donde desglose esa colección de órdenes leyes y mandamientos que la misma autoridad suprema nos las dejo para que las siguiéramos.
     La base fundamental de este reglamento es establecer y mantener la sana doctrina basada en la Palabra de Dios. En todo su contenido y no en enseñanza y opinión humana. Así que está claro que en este reglamento no encontrara usted doctrinas, ni mandamientos de hombres.

  • Mi doctrina no es mía, sino de aquel que me envió. El que quiere hacer la voluntad de Dios, conocerá si la doctrina es de Dios, o si la doctrina es de Dios, o si yo hablo por mi propia cuenta, el que habla por su propia cuenta, su gloria busca; pero el que busca la gloria del que le envió este es verdadero, y no hay en él injusticia. Sn. Juan 7:16-18
     Cada miembro de la iglesia se someterá a este reglamento sin alterar el contenido de éste; para que nuestra iglesia; sea una iglesia firmemente fundada sobre “LA ROCA”, que es Jesucristo. Y así nuestra fuente espiritual pueda saciar la sed de aquellos que fielmente buscan a Cristo y obtener ese regalo tan lindo que es la “VIDA ETERNA”; que solo Jesucristo puede dar.
     Pedimos a Dios que este reglamento después de haber sido estudiado minuciosamente, descubramos la esencia de llevarlo a cabo en todos sus datos. Reconociendo así, que nos ha servido como guía nuestra vida espiritual y nuestro satisfecho hemos hecho la voluntad de aquel que hizo las leyes. 

 OBJETIVOS DE LA IGLESIA LOCAL

     Los creyentes en Jesucristo que viven en la misma comunidad deben reunirse para constituir una iglesia local. (Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos. Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos. (Mt.18:19-20) también (Hch.8:1 y 31)

      La palabra iglesia significa el templo donde se adora a Dios o sea el edificio donde se lleva a cabo un culto. Pero también significa congregación (hechos 7:38). Congregación significa un llamamiento junto y santo a la vez. Santo porque es un lugar donde se siente la presencia del Señor y donde Él mismo se hace presente. Al constituirnos hijos de Dios también somos santos.
      
      He aquí nuestros objetivos: Adorar a Dios en espíritu y en verdad. (Jn.4:23-24,Col. 3:16)(Sal.117). Enseñar la Sana doctrina, según esta establecido en las Sagradas Escrituras (Mt.28:20), para crecer en conocimientos espirituales (2Ti.3:14-17, 2P.3:18). En santidad (He.12:14, 1P.1:15-16), en conocimientos de las reglas que deben seguirse para ser el bien y evitar el mal. (sal. 119:9), (2Co.7:1). Amar a Dios y al prójimo (1Jn. 2:9-10, Pr.15:17, Jn.13:34-35). Anunciar las buenas nuevas del evangelio por todo el mundo (Mr. 16:15, Hch.1:8). Nuestros medios para difundir las buenas nuevas del evangelio son: A través es del testimonio de una vida fiel, (Mt.5:16). Por medio de la predicación de la Palabra de Dios, (Hch.5:42). Por medio de la oración de intercesión por los pecadores, (1Ti.2:1-4); por medio de las ofrendas para impulsar la predicación del evangelio en el territorio nacional y en otras partes del mundo, (sal.86:8, 1Co.16:1-3). Y finalmente por medio de una vida que se entrega totalmente al servicio del Señor, (Mt.9:34-38, Mr.3:13-19).
Regresar a Indice

CREENCIAS

Nuestras creencias están basadas en aquellas verdades fundamentales de la Biblia que a continuación detallamos:

LA SANTA BIBLIA, LA PALABRA DE DIOS.

 Creemos que la Biblia es la Palabra de Dios, su origen e inspiración fue dada a los santos hombres de Dios, inspirada por el Espíritu Santo, (2P.1:20-21, Jer.1:9, Ex.4:10-15). El Nuevo Testamento enseña que las Sagradas Escrituras fueron dadas por el Espirita Santo, (Hch.1:16,28:25, 1 P.1:10-11). Es la única regla infalible de fe y conducta superior a la conciencia y a la razón, (2 Ti.3:15-17). La Biblia es su propio intérprete y manifiesta al mundo la verdad divina en toda su amplitud. Es indispensable para el cristiano, estudiar es un mandamiento (Jn.5:39). Fue escrita para instruir al cristiano, (2 Ti.3:16-17). Y nos hacen sabios para salvación (2 Ti.3:15).sus resultados espirituales son incomparable, penetra el alma y el espíritu, (He.4:12). Regenera el alma, (1P.1:23), regocija el corazón (Sal.119:16); santifica al creyente, (Jn.17:17).

 Rechazamos todo artículo de fe que no esté basado en los libros divinamente inspirados, (2 Ti.3:15-17). Los sesenta y seis libros fueron escritos por 40 diferentes autores en un periodo de 1,600 años. Se trata diversos asuntos y sin embargo mantiene una unidad de tema que se explica solamente admitiendo que la Escritura fue dirigida por la mente redentora de Dios (2P.1:21).
Regresar a Indice

 I- LA EXISTENCIA DE DIOS

La existencia de Dios se considera como un hecho evidente por los escritores de la Biblia, quienes sin procurar probarla, declaran su existencia. (Gn.1:1, Is.40:28).
1. Dios existe desde la eternidad (Gn.1:1; Sal.90:2-4, Is.40:28). Desde las edades eternas ha existido Dios. Esta profunda verdad no puede ser sondeada en su plenitud por la mente humana. 
2. Existe por sí mismo, (Jn.5:26, Ex.3:14, Hch.17:24-25). Esto quiere decir que su vida no depende de otra cosa o ser alguno.
3. Es el creador del universo. Gn.1:1-31, Sal.33:6y9, Jn.1:1-3
4. Es el manantial de toda vida Jn.5:26, Hch.17:28, Sal.104:27.
5. El hombre por medio del mundo entero alrededor es conocedor de la existencia de Dios, Ro.1:18 y 20, Is.45:5-7, Hch.14:15-17, Sal.19:1-3.
6. Solo el necio afirma que no hay Dios, Sal.14:1. La doctrina de la existencia de Dios es:
a) claramente demostrada en la Biblia.
b) atestiguan por el universo. 
c) y es de todo razonable a la inteligencia humana.
La persona que cree verdaderamente que no existe Dios se llama “ateo” palabra que Significa “sin Dios”. Son muy pocas las personas que creen que no hay Dios, pero hay muchas que tratan de esconderse tras esta excusa pensando que así escaparan de sus obligaciones hacia el Creador y Señor.
Regresar a Indice

II- LA NATURALEZA DE DIOS

 “Dios es Espíritu, infinito, Eterno e invariable en su Ser la perfección de sabiduría, poder, santidad, justicia y verdad”. “Dios es Espíritu Jn. 4:24.

1. Un Espíritu es invisible, Col.1:15. No tiene carne ni hueso o cuerpo; no es sujeto a las limitaciones de un ser humano; habita en la esfera espiritual, (Lc.24:39).

2. Dios no mora en un solo lugar como habitación hecha por manos, (Hch.17:24-25,1R.8:27). Sino en los cielos, las alturas, la eternidad, y también en el espíritu humilde y contrito y que obedece su Palabra, (Is.57:15, 66:1-2).

3. No existe cosa o figura alguna con la que pueda ser comparado. (Dt.4:15-23, Is.40:25-26). La mente humana puede conocer a Dios.
a) Por la iluminación del Espíritu Santo. 1Co.2:9-16.
b) Por la creación Ro.1:19-20, Sal.19:1-6.
c) Por las Escrituras Sal.19:7-10.
(Unas preguntas sobre pasaje que aparentemente contradicen las declaraciones que Dios es Espíritu e invisibles.)

4. Que significa Ge.1:26-27 “Hagamos al hombre conforme nuestra imagen, ect…, Col.3:10 y Ef.4:24, donde demuestran que la semejanza no es física sino espiritual, intelectual y moral.

5. Como se entiende las expresiones que hablan de “los pies” “las manos” (Job.19:21), los ojos (Sal.34:15), de Dios, si él no tiene cuerpo. Estas expresiones humanas son usadas por Dios para traer a la compresión finita (humana) entendimiento de las cosas infinitas (divinas 0.

6. Como se entiende Ex.24:10 y 33:18-23, donde dice que vieron los ancianos de Israel a Dios, cuando son comparadas con Jn. 1:18, Ex. 33:20 y Jn. 5:37Su Espíritu puede manifestarse en varias formas (Jn. 1:32) y Dios se ha manifestado en distintas maneras por ejemplo:
a) Moisés vio su gloria, pero solo una parte Ex.33:18-23.
b) Se ha manifestado como “El Ángel de Dios” (Gn.18:1-10 y 19). En el capítulo 18 aparecen tres hombres, los cuales mas tarde van hacia Sodoma (versículo 22) pero uno se quedo con Abraham, el cual era Jehová. Y solo dos llegan a Sodoma Gn. 19:1).
c) Dios manifestó en su Hijo unigénito en forma de hombre. (Jn. 1:18, Mt.1:23). Esta ha sido la manifestación más gloriosa de todas ENMANUEL “Dios con nosotros”
 Así vemos que correctamente dice que vieron a Dios, pero solo vieron la forma de lo que él les manifestó de sí mismo. No le vieron en toda su divina majestad, porque ninguno puede verle así y vivir. Ex.33:20, 1Ti.6:16.
Regresar a Indice

III-LA PERSONALIDAD DE DIOS

Dios es una Persona. La personalidad existe donde hay inteligencia (Ro.11:33-34), sensibilidad, (Sal.103:8-13) voluntad (Is.46:10-11, Dn.4:35). O sea los poderes de pensar, de sentir y de determinar. No es necesario cuerpo material. (Am.4:13) vemos estas características atribuidas a Dios en los versículos siguiente. 
1. Dios como el diseñador, Creador y Sustentador del universo y del hombre manifiesta todos los atributos de personalidad, (Gn.1:1, He.1:3, Col.:15-17, Sal. 104:27-30, Mt.6:26, 28,30.).
2. El Dios vivo en contraste con los ídolos, oye, ve y siente y quiere, obra y es una persona. ídolos son cosas (Jer.10:10-6, Hch.14:11, 1Ts.1:9, 1S.2:1-5).
3. Atributos de personalidad son manifiesto en su amor y corrección, (He.12:6-11), tristeza (Gn.6:6), ira (1R.11:9), celos (Dt.6:15) y aborrecimiento (Pr.6:16).
Regresar a Indice

IV-LA UNIDAD SUSTANCIAL DE DIOS

 Dios es uno. Las escrituras siguientes, en armonía con toda la Biblia, declaran la unidad de Dios, (Dt.6:4, Is.44:6-8, 1Ti.2:5, 1Co.8:4).
Regresar a Indice

V-LA TRINIDAD DE DIOS

 La verdad que Dios en trino no contradice a la anterior. La unidad de Dios y la Trinidad de Dios son verdades inseparables y se establecen mutuamente. Las Escrituras enseñan la Santa Trinidad.
  1. El nombre de la Deidad más usado es, en el hebreo Elohim, y es nombre plural. El nombre Jehová es singular. Los dos nombres usados juntos indican unidad pluralidad. (Gn.1:1, Ex.3:14). También en el nombre compuesto El Shaddai, es plural. Así tenemos otra combinación de singular y plural (Gn.17:1).
  2.  Dios usa pronombres en plural al hablar de sí mismo. (Gn.1:26, 11:7, Is.6:8).
  3. El Espíritu Santo es mencionado desde el principio. (Gn.1:2, Jue.6:34).
  4. El Hijo es creador con el Padre. (Gn.1:1, Jn.1:3).
  5. El Nuevo Testamento no habla con toda claridad de las tres personas (Mt.3:16-17,2Co.13:14, Jn.14:26).
  6. Hay un Padre-Dios. (Ro.1:7), Hijo-Dios. (He.1:18), Espíritu Santo-Dios. (Hch. 5:3-4).
Y sin embargo no son tres dioses, sino una sola Deidad. (1Jn.5:7).
Regresar a Indice

VI-LOS ATRIBUTOS NATURALES DE DIOS

Los atributos son las perfecciones propias de la esencia de Dios.
  1. DIOS ES OMNISCIENTE: Su omnisciencia la facultad de saberlo todo. (Ro.11:33, Mt.Mt.10:29, Is.46:9-10).
  2. DIOS ES OMNIPOTENTE: Su Omnipotencia. poder para todos.(Gn.18:14, Job.42:2,Gn.17:1).
  3. DIOS ES OMNIPRESENTE: Su Omnipresencia en todas pares y al mismo tiempo.Jer.23:23-24, Hch.17:27-28, Sal.139:7-12). Vemos que él también mora en los cielos. (1R.8:30, Hch.7:55, Ef.1:20, Is.66:1). Esto no limita a Dios a quedarse en los cielos, mas se refiere al lugar especial de habitación. 
  4. DIOS ES ETERNO: Su eternidad, sin principio y sin fin, sin ayer y sin mañana, SIEMPRES EXISTENTE. (Ex.3:14, Sal.90:2, Ap.1:8, He.1:11-12).
  5. 5. DIOS ES INMUTABLE: Su inmutabilidad “Que nunca muda inalterable, sin cambio”. (Mal.3:16, Stg.1:17, 1S.15:29).
Regresar a Indice

VII-LOS ATRIBUTOS MORALES DE DIOS

1. DIOS ES SANTO:
a) La naturaleza de su santidad:
1) Absolutamente exento y separado de todo lo impuro.
2) la culminación de santidad, perfección y pureza. (Sal.99:9, Lv.11:43-45, 1Jn.1:5).
b) Su Santidad manifestada en:
1) Aborrecimiento de toda maldad. Hab.1:13, Pr.15:9 y 26, Is.59:1-2).
2) En desear ver santidad en sus hijos.(1P.1:15-16,Dt.23:14, He.12:10).

2. DIOS ES JUSTO:
a) Su justicia consiste en que:
1) Siempre hace lo bueno, recto y justo.
2) Ama la justicia y la rectitud.
3) Odia el mal, (Sal.45L7).
b) Su justicia manifestada en:
1) Cumplir su palabra. (Neh.9:7-8).
2) Perdonar el pecado del penitente. (Neh.9:7-8, Ro.3:25-26).
3) Castigar al pecador. (Sal.11:4-5, 2Ti.4:8).
4) Recompensar a los fieles. (He.6:10, 2Ti.4:8).

3. DIOS ES MISERICORDIOSO: 
a) Dios es longánime, bondadoso y compasivo en paciencia para con los obedientes y desobedientes. (Ef.2:4, Sal.103:8, Sal.86:5-15).
b) Su misericordia manifestada:
1) Para con los pecadores. (Is.55:7, Pr.28:13, 2P.3:9).
2) Para con los santos. (Sal.32:10, Sal.103:11-12-17-18; Fil.2:27, Sal.21:7).

4. DIOS ES AMOR:
a) Amor quiere decir el deseo que el que ama siente para el bienestar de un ser querido y el deleite que eso le causa. Es imposible una explicación adecuada a este atributo esencial de Dios. Dios es amor, entonces el amor que es Dios es tan incompresible como lo es el mismo Ser Supremo. Jehová nuestro Dios, el Único Dios Verdadero es amor (1Jn.3:16, 4:8-16, Jn.3:16).

b) Los objetos del amor de Dios son:
1) Su Hijo Unigénito. (Mt.3:17, Mt.17:5).
2) Los creyentes en él. (Jn.16:27, Jn.14:21-23, Jn.17:23).
3) Toda la humanidad la cual él quiere salvar (Jn.3:16).
Regresar a Indice

VIII-EL SEÑOR JESUCRISTO

 Nuestro Señor Jesucristo recibió el nombre de Jesús, según las instrucciones que el ángel trasmitió a José (Mt.1:21) y a María (Lc.1:31). El nombre revela las funciones particulares que iba a ejercer “Su portador”. Llamaras su nombre Jesús, porque el salvara a su pueblo de sus pecados (Mt.1:21). Creemos que Jesucristo es el “Hijo de Dios” y que atraves de él recibimos la gracia que nos ha sido dada (Ro. 1:1-5).

1. LA HUMANIDA DE JESUCRISTO:
 Su desarrollo físico era tal como el de los otros hombres:
 
a) El niño Jesús nació de la virgen María, pero legalmente tuvo al mismo tiempo padre humano, cuyo amor y honorabilidad protegieron a María. Jesús nació en el seno de una familia piadosa. El Mesías debía presentarse de una manera humilde: Jesús vino del hogar de un carpintero de Nazaret. Era preciso que el Mesías fuera hijo de David. José, su padre legal, descendía de David, lo mismo que su madre, habiendo sido concebido milagrosamente por el poder del Espíritu Santo. Véase. (Gn.3:15; 17:7; Sal.132:11, Is.7:14, Jn.4:9, 20:15).

b) Jesucristo y sus nombres humanos.
1) “Jesús” (Mt.1:21)
2) “Jesús de Nazaret” (Hch.2:22)
3) “Jesucristo hombre” (1Ti.2:5)
4) “Hijo de hombre” (Lc.19:10)
5) “Hijo de David” 

c) Jesucristo tuvo una vida normal.
Jesucristo tuvo una vida normal en su desarrollo y en su diario vivir, a parte de su sabiduría que provenía del padre mismo. “y Jesús crecía en sabiduría y en estatura, y en gracia para con Dios y los hombres (Lc.2:40,52.) Ni José ni María divulgaron los hechos asombrosos que acompañaron su nacimiento. Jesús tenía cuatro hermanos y varias hermanas, (Mr.6:3). También se crió en el seno de una familia donde conoció alegrías y dolores. Llego a ser carpintero como José (Mr.6:3). Los evangelistas revelan la belleza de su carácter y el desarrollo gradual de su naturaleza humana, esperando la hora en que se presentaría ante su pueblo como el Mesías enviado por Dios. La Biblia nos enseña que también estuvo sujeto a las debilidades humanas, pero sin pecado. Estas citas lo comprueban (Mt.26:37-Angustia,) (Mt.4:2-Hambre) (Jn.4:6-Cansancio (Jn.19:28, Sed) (Jn.11:35-Tristeza) (He.4:15-Tentacion).
2. SUS ATRIBUTOS DIVINOS:
a) “Omnipotencia” (Mt.28:18, Ef.1:21)
b) “Omnipresencia” (Mt.18:20)
c) “Omnisciencia” (Jn.16:30)
d) “inmutabilidad” (He.13:8)
e) “Eternidad” (ASp.1:18).

3. MUERTE REDENTORA DE JESUS:

      La Biblia nos enseña bien claro que Jesús murió para rescatarnos del pecado. (1P.1:18). Pero eso es que él es nuestro redentor porque fue el pago de un rescate. Nosotros disfrutamos ahora de este rescate por la fe en el sentido del perdón de pecados, (Ef.1:7). Cuando Cristo se sacrifico se hizo propiciatorio por nosotros .ya que atraves de él. El hombre puede llegar a Dios y puede tener comunión con él. La propiciación denota, en las Escrituras el aspecto de la muerte de Cristo en el que vindico el carácter santo y recto de Dios. Y en virtud del cual él puede ser propicio, o misericordioso, a todo el mundo (1Jn.2:2, 4:10, He.2:17, 9:5).
      Dios estaba en Cristo reconciliado consigo al mundo (2Co.5:19) “Que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargo a nosotros la palabra de reconciliación.
      Así que el hombre tiene que reconciliarse con Dios. Por la cruz, Cristo quito el pecado, destruyo la enemistad, estableció la paz y reconcilio a los hombres, no solo con Dios, sino también entre ellos (Ef.2:16). La reconciliación operada en el calvario tuvo efectos hasta en el cielo (Col.1:20-22; Ef.1:10).es el mis Jesucristo que pago el precio de nuestra reconciliación, la paga del pecado que demanda vindicación de la justicia divina para mantener la santidad. Desde entonces puede tomar la mano del pecador arrepentido, y ponerla en la del Dios de santidad y amor con toda justicia (Ro.3:23-25). Dios confía a los creyentes “El ministerio de la reconciliación” suplica a los hombres en todo lugar que se reconcilien con él (2Co.5:18-20). 
      Cristo dio su vida por nosotros y murió inmerecidamente. El fue nuestra substitución (1P.2:24; 3:18; 2Co.5:21).
4. LA RESURRECCION DE CRISTO:

      El retorno de Cristo a una vida corporal glorificada, tres días después de su muerte (Lc.24:44-46, Gn.22:2-5, He.11:19, Ro.1:2). El mismo Jesús le advirtió a sus discípulos de este acontecimiento (Mt.16:21, 17:22-23, 20:19).
Las consecuencias de la resurrección:
a) Es declarado Hijo de Dios con poder (Ro.1:4). Le ha sido dado todo poder en los cielos y en la tierra (Mt.28:18), desde entonces está sentado a la diestras de Dios, coronado de gloria y de honra (Hch.2:32-34, He.2:9). Está esperando el momento para su venida y establecer su reino (Hch.17:31).
b) Para los creyentes la resurrección hace posible la salvación (Ro.4:25).
c) El poder de Dios triunfa sobre la muerte (1R.17:21; 2R.4:34; 13:21).


5. LA ASCENCIÓN Y EXALTACIÓN DE CRISTO:
      La ascensión es el sello y la consecuencia necesaria de la resurrección de Jesucristo. Después de su humillación, él ha sido ahora soberanamente exaltado (Fil.2:5-11). Habiendo penetrado en el Santísimo, esto es, ante la misma presencia de Dios, cumple en nuestro favor su oficio de intercesor y de sumo sacerdote (Ro.8:34, He.7:25, 9:24). Él es la cabeza de la iglesia y es nuestro abogado. Nos ha preparado un lugar (Jn.14:2). Atraves de él: la muerte y satanas fueron derrotados. 
Regresar a Indice

IX-EL ESPIRITU SANTO

 El Espíritu Santo forma parte del Ser divino. Es una de las tres personas divinas, y no una simple energía o influencia. 

1. PERSONALIDAD DEL ESPIRITU SANTO.
 El Espíritu Santo no es un mero poder ni una expresión figurada de la energía divina. La Escritura le atribuye una personalidad distintiva, como también sucede con el Padre y con el Hijo (Mt.3:16-17) (Jn.14:16-17; 15:26). El Espíritu piensa, conoce el lenguaje, tiene voluntad (Ro.8:27; 1Co.2:10-13; 12:11). Se le puede tratar como una persona: se le puede mentir, se le puede probar, se le puede resistir, se le puede contristar, se le puede afrentar (Hch.5:3; 7:51; Ef.4:30; He.10:29). Por otra parte también enseña, testifica, convence, conduce, entiende, habla, anuncia, (Jn.14:26; 15:26; 16:8-13). El Espíritu Santo es nuestro consolador (JN.14:16; 16:7).
a) Los nombres del Espíritu Santo.
1) “Espíritu de Santidad” (Ro.1:4)
2) “Espíritu Santo de la Promesa” (Ef.1:13)
3) “Espíritu de Gracia” (He.6:29)
4) “Espíritu de vida en Cristo Jesús” (Ro.8:2)
5) “El Consolador” (Jn.14:16).

b) Atributos del Espíritu Santo. 
Los atributos del Espíritu Santo, también indican sus obras, también está presente en todas partes y manifiesta su presencia. 
1) “Omnipresente” (Sal.139:7)
2) “Omnipotente” (Lc.1:35; Zac.4:6)
3) “Eterno” (He.9:14)
4) “Omnisciencia” (1Co.2:10).

c) La Deidad del Espíritu Santo. 
1) Se le da el nombre de Dios (Is.61:1)
2) Es identificado con Dios, con el Señor (Hch.5:3-4)
3) Señor- nombre que es claramente el titulo de Jehová (2Co.3:17).


d) La obra del Espíritu Santo.
     El Señor fue asistido por el Espíritu a lo largo de toda su carrera aquí en la tierra. Por el Espíritu fue concebido, ungido, sellado, llenado, revestido de poder, conducido, ofrecido en sacrificio, resucitado (Lc.1:35; 4:18; Jn.6:27; Lc.4:1-2-14; He.9:14; Ro.8:21).

e) La blasfemia contra el Espíritu Santo.  
     La blasfemia contra el Espíritu Santo es atribuir las obras de Dios a satanas. La Palabra es bien clara en decir que todo pecado es perdonado (Mr.3:28). Pero la blasfemia contra el Espíritu Santo no (Mr.3:29). La Biblia indica que nos hacemos reo si hacemos esto y reo es un pecado eterno que jamás será perdonado. 
     Un creyente que ha conocido a Cristo y se aparta de él y de sus creencias después de haberle conocido se le llama Apostata. Entonces blasfema contra el Espíritu Santo porque lo afrenta, (He.10:26-29). Lo apaga porque el Espíritu Santo no puede morar en vaso sucio (1Ts.5:19), lo contrista (Ef.4:30).
2. EL BAUTISMO DEL ESPIRITU SANTO:
      El Espíritu Santo desciende sobre todo aquel que es creyente. (Hch.2:1-4, Ef.1:13). En el día de pentecostés vemos como el Espíritu santo descendió (Hch.1:8). Para poder recibir el Espíritu Santo hay que creer y tener fe. (Hch.10:44, 11:15-18). Dios prometió desde los tiempos antiguos derramar de su espíritu sobre toda carne (Jl.2:28-29) (Is.28:11).
      El Nuevo Testamento, distingue entre tener el Espíritu, que es una realidad en todos los creyentes u estar lleno del Espíritu, que es el privilegio y el deber del verdadero Hijo de Dios. (Hch. 2:4, 4:29-31; Ef.1:13-14, 5:18). El bautismo ocurre solamente una vez, la llenura o plenitud del Espíritu puede repetirse muchas veces. Todo creyente arrepentido recibirá el “Don del Espíritu Santo” (Hch.2:38). Atraves del derramamiento, (Hch.2:16-18). Dios ha dado el Espíritu trabajar en su vina. (Hch.5:32, 10:45).

a) Evidencia del bautismo del Espíritu Santo:
1) Hablar en otras lenguas, (Hch.2:4, 10:45-46, Hch.19:6).

b) Ejemplo de los medios que se derrama el Espíritu Santo:
1) Oración. (Lc.11:13).
2) Por la imposición de las manos (Hch.9:17, Hch.19:6).
3) El oír de la Palabra (Hch. 10:44-46).
4) Persistir en la oración (Hch.1:14, 1:4-5, Lc. 11:5-10).
5) Tener fe en Dios (Mr.9:23, He.11:6)

c) Los dones del Espíritu Santo.
Transliteración de la palabra griega “Charis”, que significa “Don”, regalo gracia, favor, poder, oficio, misión. Son dones que, precedentes de Cristo ascendido, cabeza de la iglesia, son distribuidos por el Espíritu Santo. Todos los creyentes, habiendo recibido la unción del Espíritu (Ap.1:6, 2Co1:21, 1Jn.2:20-27). Son receptores de los dones del Espíritu o dones espirituales, que son capacidades sobrenaturales concedida a cada creyente, en vista del servicio y función que tienen dentro del cuerpo de Cristo ( 1Co.12:7, 11). Pablo da relación de un cierto número de estos dones:

1) Sabiduría, conocimiento (1Co.12:8)
2) Fe, sanidad (1Co.12:9)
3) Milagros, profecía, discernimiento de Espíritu, lenguas e interpretación de lenguas (1Co.12:10).
Uno de los propósitos por lo cual Dios nos ha dado los dones del Espíritu Santo es para la edificación de la iglesia que es el cuerpo de Cristo (1Co.14:12) (1Co.14:4).
Regresar a Indice

X- SALVACION

      La salvación es una transformación espiritual, milagrosa que se efectúa en el alma y en la vida. En su sentido amplio salvación significa “libramiento” o “emancipación” y se ha usado para denotar eventos de la vida temporal.
      Tanto el Antiguo como el Nuevo Testamento están centrados en la concepción de la “Salvación” basada sobre el hecho de que el hombre totalmente arruinado por la caída y por ello mismo destinado a la muerte y a la perdición eterna, tiene necesidad de ser rescatado y salvado mediante la intervención de un Salvador Divino. Así, el mensaje bíblico se distingue claramente de una mera moral religiosa que dé al hombre consejos de buena conducta. En el Antiguo Testamento el Señor se revela como el Dios Salvador (Is.45:15), (Is.49:26), (Tit.2:11).
      Cristo es ya de entrada presentado como el Salvador y no solo como un maestro, amigo o modelo de conducta. El ángel dice a José: “Llamaras su nombre Jesús” “Jehová salva” porque él salvara su pueblo de sus pecados (Lc.1:69). No hay salvación en nadie más. (Hch.4:12). Jesús es el autor de nuestra salvación (He.2:10, 5:9). Dios envió a su Hijo como el Salvador del mundo (1Jn.4:14). No para condenar al mundo sino para que el mundo sea salvo por El. (Jn.3:17). El Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido (Lc.19:10).

1. DOCTRINAS DE LA SALVACION:
a) FE:
      Esto puede recibir el nombre de fe salvadora. Es la confianza en Dios puesta en su Palabra; es creer en una persona, como Abraham creo a Dios. La fe es indispensable para la salvación (Jn.3:36, He.11:6, Ef.2:8). La Biblia dice: “Es pues la fe la certeza de lo que se espera la convicción de lo que no se ve” (He.11:1). 
      La salvación es sobre el principio de la fe, en contraste con las obras bajo la ley (Ro.10:9). Pero la fe se manifiesta por buenas obras, (Stg.2:14-26). Si por otra parte, la fe no da evidencia de sí misma, es descrita como muerta, totalmente diferente de la fe verdadera y activa. La fe no debe ser solamente intelectual, pero también del corazón. Fe intelectual es el asentamiento de la mente o intelecto de que lo que Dios dice es verdad. La fe debe estar fundada en la Palabra de Dios y en Cristo (Ro. 10:11). Por la fe nos apropiamos de las advertencias y promesas (Jn. 1:12).
b) ARREPENTIMIENTO:

      El arrepentimiento es la traducción de una palabra griega (Metanoia) que significa “tener otra mente, cambiar la mente, y se usa en el Nuevo Testamento para indicar cambios de mente respecto al pecado, a Dios y a uno mismo.” (Hch.17:30). En el libro de Mateo capitulo 21:28-29. Vemos una ilustración del verdadero arrepentimiento que se ofrece en el hijo mencionado. Entonces quiere decir que el arrepentimiento es una decisión sincera de hacer un esfuerzo por dejar el pecado (Lc.19:8). Toda persona que quiera buscar a Dios en Espíritu y verdad y lograr ser salvo; este es el primer paso que tiene que dar, “arrepentirse” (Lc.13:3).      
      La necesidad de arrepentimiento para entrar en el reino de Dios es algo que en el Nuevo Testamento afirma (Mt.3:8, Lc.5:32, Hch.5:31; 11:18, 26:20, Ro. 2:4).

1) Motivos para el arrepentimiento.
a. La bondad de Dios que guía al arrepentimiento (Ro.2:4).
b. El juicio que se avecina, en razón del cual Dios manda a todos los hombres ahora que se arrepientan (Hch.17:30-31).                 

c) EL NUEVO NACIMIENTO:
      Al venir al señor somos una nueva criatura y todo cambia (2Co.5:17), entonces cuando esto surge venimos a ser hijos de Dios y miembro de la familia de Dios.
(Jn.1:12-13). Dice Santiago 1:18 que el Espíritu Santo viene a ser nuestro “Agente” y El es el que nos ciñe en todo momento. Ya estamos arrepentidos, hemos confesado nuestros pecados (Hch.2:38) y ahora estamos listos para testificarle al mundo de Cristo Jesús.
d) LA JUSTIFICACION:
      Acto por el cual Dios declara que el pecador que cree viene a ser justo y aceptable ante El. Por cuanto Cristo ha llevado su pecado en la cruz, habiendo sido “Hecho Justicia” en su favor. (1Co.1:30). La justificación es gratuita, esto es, totalmente inmerecida (Ro.3:24); sin embargo, se efectúa sobre una base de total justicia, porque Dios borra todos nuestros pecados. El hecho es que la justificación nos es dada desde el mismo momento en que creemos, desde el mismo momento de nuestro nuevo nacimiento. Dios en su gracia y por causa de la cruz, borra nuestros pecados y los regenera.

1) Los medios de la Justificación:
a. Jesús nos justifica por su sangre. (Ro.5:9)
b. Nos justifica por su gracia (Tit. 3:7).
c. La justificación se recibe por la fe, y nunca en base a las obras (Ro.3: 26-30, 4:5; 5:1; 11:6; Ga. 2:15; Ef.2:8-10).
 
2) Los resultados de la justificación:
a. El pecador queda librado del castigo por el Juez Soberano: Es declarado justo, y hecho más blanco que la nieve (Is. 1:18). Para el ya no hay condenación (Ro.8:1). Por cuanto Dios lo ve en Cristo, revestidos de la justicia perfecta de su divino Hijo (2Co.5:21). 
b. Desde el momento en que recibe la gracia de Dios su fe produce obras que constituyen la demostración de la realidad de su justificación.
c. Según el libro de Romanos Capitulo 5:1. Uno de los resultados de la justificación es tener paz con Dios, después de haber creído (Hch.13:39; 1Co.6:11).

e) LA SANTIFICACION:
La palabra significa hacer santo, purificar, poner aparte para Dios. Hay dos medios de santificación: ritual y sobretodo moral y espiritualmente.

1) Moral:
a. El creyente es exhortado a santificarse separándose moralmente del mundo y de sus contaminaciones (2Co.6:14, 7:1).
b. Ritualmente, el contacto con cosas o personas santas puede santificar.(1Co.7:14; Ex.29:37).

2) Como nosotros recibimos la santificación:
a. Por medio del arrepentimiento del pecador; cuando ha conocido a Cristo; aceptándolo como su Salvador personal. (Ga.3:25-27; Jn.1:12; Ef.4:24).
b. Al ser Hijos de Dios somos santos, pero Dios ordena que vuestra santidad sea perfeccionada y progresiva (2Co.7:1) (1P.1:15-16). De manera que estemos aptos para partir con el Señor en el “Día de su Venida”. (He.12:14).

3) Espiritual:
a. En los siguientes versículos vemos que la Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo y la Palabra de Dios obtenemos la santificación. (1 Ts.2:13; Jn.17:17).
Regresar a Indice

XI- ORACION

      La oración es la comunicación con Dios. La comunicación del Hijo de Dios con su padre, incluye la adoración, acción de gracias, la confesión y la petición. (Neh.1:4-11; Fil.4:6; Dn.9:3-19). Toda oración debe ser definida (Lc.11:13).
      En este pasaje encontramos el modelo de la oración. Podemos orar en todo lugar (1Ti.2:8). La oración tiene que ser dirigida en el nombre de Jesús (Jn14:13-14). Ofrecida en el espíritu (Ef.6:18), con una fe firme en el Señor. Orando con entendimiento (1Co.14:15), esperando en su voluntad (1Jn.5:14; Lc.22:42).

Regresar a Indice

XII- LA SANIDAD DIVINA.

El origen primero de la enfermedad y de la muerte debe ser buscado, evidentemente, en el pecado y en la caída. 
         Según génesis 1:27-31; 2:7; 3:22. Cuando Dios creó al hombre lo hizo a su imagen y semejanza y lo hizo una creación perfecta, destinado a una vida venturosa y eterna, y no a los sufrimientos físicos y morales a los que se halla sometido. Entonces por haber pecado, la muerte hizo su aparición, las enfermedades y sus dolencias (Ro.5:12).

1. PORQUE VIENEN LAS ENFERMEDADES:
a) Por un pecado cometido (Dt.28:58-61)
b) Puede provenir de las faltas de los padres (Ex.20:5)
c) También puede alcanzar a los cristianos que no se juzgan a si mismo abandonando sus desobediencias (1Co.11:30-32).

 Sin embargo, la Biblia destaca que no toda enfermedad es necesariamente el resultado de un pecado personal. Job era integro, recto, temeroso de Dios, apartado del mal, hasta el punto de que no había ninguno como él en toda la tierra. Con todo, Dios tuvo a bien mandarle una prueba, para su crecimiento espiritual (Job 1:8; 2:5-7). Ni el ciego de nacimiento ni sus padres habrían provocado por sus pecados esta ceguera, que hizo manifestar la gloria de Dios (Jn.9:2-3). A Pablo le fue puesto un aguijón en la carne, no porque hubiera pecado, sino para guardarle del orgullo debido a las revelaciones inauditas del Señor (2Co.12:7).

        La Biblia revea que en ocasiones satanas puede ser el agente que provoca ciertas enfermedades (Job 2:6-7; Lc.13:16; Hch.10:38), en cuanto a las posesiones demoniacas.

2. COMO SE OBTIENE LA SANIDAD DIVINA:
a) Por confesar nuestros pecados al Señor (Stg.5:14-15).
b) Por la obra de Cristo. (Is.53:4-5; Mt.8:17; 1P.2:24; Mt.9:29).
c) La sanidad Divina también se obtiene través de la fe (Mr.16:17-18; Ex.15:26).
d) Usando la oración intercesora (Stg.5:15-16).

 Todavía en la actualidad el Señor está vigente para sanar porque él es el mismo de ayer hoy y por los siglos (He.13:8).
Regresar a Indice

XIII- ARREBATAMIENTO

 En el Nuevo Testamento tenemos la promesa del arrebatamiento para todos aquellos que han guardado su promesa y le han sido fieles. Primero habrá la resurrección de los muertos en Cristo, y luego los creyentes vivos, entonces juntamente con los santos acabados de resucitar, serán arrebatados para recibir al Señor en el aire (1Ts.4:16-17). Este hecho preliminar de la venida del Señor es del mayor de los intereses para la iglesia, que recibe la instrucción de esperar a su Señor (Tit.2:11-14).

1. EVENTOS PROFETIZADOS EN SU ORDEN:

a) La primera resurrección:
Tres diferentes resurrecciones se mencionan en 1Co.15:20-24 y dos en Jn.5:25-29 y Ap.20:4-6. Cuando se indican tres se refiere a la de Cristo, de los creyentes, de los no salvados. Entre la resurrección de Cristo y la de los creyentes, interviene obviamente la era presente y el fin o la ultima resurrección, que pertenece a los no salvados, está el reinado milenial de Cristo (1Co.15:24-26). Las dos resurrecciones de la humanidad se llaman la primera y la segunda (Ap.20:4-6; Fil.3:11; T1Ts.4:13-18).

b) El arrebatamiento de los santos vivos:
La resurrección de los cuerpos de los creyentes está íntimamente relacionada en tiempo y circunstancia con la traslación, sin muerte, de los santos vivos. El Apóstol después de haber descrito detenidamente la resurrección de los cuerpos de los creyentes que han muerto (1Co.15:35-50), procede a declarar un misterio o un secreto sagrado no revelado hasta aquí (1Co.15:51-57), es decir, que no todos dormiremos, pero con cambios importantes que suceden en un momento, Hijos de Dios, en su cuerpo salen al encuentro de su Señor en el aire (Jn.14:1-3; 1Co.15:51-52; 1Ts.4:13-18; 2Ts.2:1; He.9:28).

c) La iglesia en el cielo:
Porque el libro del Apocalipsis es totalmente profético, y porque traza anticipadamente no solo toda la historia terrenal de la iglesia (los capítulos 2 y 3), sino también aquello que seguirá (Ap.4:1), es de esperarse que la identificación de la iglesia en el cielo será indicada claramente en aquello que sigue la descripción de su vida aquí en la tierra. La experiencia de Juan como precursor o representativo de la iglesia es en gran parte aquello que aun ha de experimentar la iglesia; por tanto, cuando él fue arrebatado atraves de una puerta al cielo (Ap.4:1), en esa misma manera puede entenderse que la iglesia será arrebatado cuando sus días de peregrinación sobre la tierra sean cumplidos. Es también significativo que los 24 ancianos aparecen en el cielo inmediatamente después que la iglesia ha sido quitada de la tierra. Estos ancianos, como ya fue indicado, son aquellos que, según su canto (Ap.5:9-10), son los que han venido de la tierra, de cada linaje, lengua, pueblo, y nación quienes han sido redimidos para Dios por la sangra del cordero (Ap. 7:14; 19:7-9).
Regresar a Indice

XIV- LOS GALARDONES DE LOS CREYENTES

        Muchos pasajes bíblicos sostienen la verdad de que los creyentes fieles recibirán premios por su servicio mientras están en el mundo (1Co.3:12-15; 9:16-27; 2Co.5:9-11; Ap.3:11; 22:12). Estas recompensas serán entregadas por Cristo en su tribunal en el cielo y después de haber sido recibido el creyente en el cielo.
Regresar a Indice

XV- LAS BODAS DEL CORDERO

        Como interludio entre la lista de juicios que se recuentan en Apocalipsis los capítulos 17 y 18 y la descripción de la gloriosa venida de Cristo presentada en el capítulo 19, esta la declaración de que las Bodas del Cordero han venido, evento acompañado por la cena de las bodas (19:7-9). Hay un orden cronológico que se observa, porque las bodas y la cena ocurren en el cielo antes que regrese el Rey. En esta conexión, Cristo arroja luz sobre el orden de eventos por una palabra que hablo a Israel según (Lc.12:35-36). Israel siempre está en la tierra, y el regreso de Cristo es a su pueblo terrenal acompañado por su esposa. En este punto se llama la atención para que haga distinción entre la cena de bodas que es en el cielo y se celebra antes que Cristo regrese, y la fiesta de bodas (Mt.25:10; Lc.12:37), que se verifica en la tierra después de su regreso. 
Regresar a Indice

XVI- LA GRAN TRIBULACION

        La gran Tribulación es el periodo de aflicción sin precedentes en la historia, el cual se predice en los pasajes citados bajo este mismo título desde el (Sal.2:5) hasta (Ap.7:14), y se describe en los capítulos 11-18 de este último libro. Aun cuando incluirá en cierto sentido toda la tierra (Ap.3:10). La gran tribulación será de manera distintiva el tiempo de angustias para Jacob (Jer.30:7) y tendrá como pórtico la ciudad de Jerusalén y la tierra santa. Su duración será de tres años y medio , o sea la última mitad de la semana setenta de Daniel (Dn.9:24-27), (Ap.11:2-3) y afectara al pueblo de Dios que habrá regresado a Palestina, en estado de incredulidad.
 
1. EVENTOS DE LA TRIBULACION:
a) El cruel reinado de la bestia que sube del mar (Ap.13:1), y quien al principio de los tres años y medio quebrantara su pacto con los judíos “en virtud del cual ellos habrán restablecido el culto del templo” (Dn.9:27), y se presentara personalmente en el templo demandando ser adorado como si fuera Dios (Mt.24:15; 2Ts.2:4).
b) La activa intervención de satanas con gran ira (Ap.12:12), y su obra de impartir poder a la bestia (Ap.13:4-5).
c) La inusitada actividad de los demonios (Ap.9:2-11).
d) El terrible juicio de las copas, anunciado en Ap.16. sin embargo, la gran tribulación será también un periodo de salvación. Aquí se ve un gran numero que Dios ha electo en la nación de Israel (Ap.7:4-8) y de quienes se dice que han venido de la gran tribulación (Ap.7:14). Juntamente con una gran multitud de gentiles (Ap.7:9). Estos no pertenecen al sacerdocio, la iglesia, con la cual parecen tener una relación semejante a la de los levitas con los sacerdotes, bajo el pacto mosaico.
La venida de Cristo en gloria con ella relacionados siguen inmediatamente a la gran tribulación (Mt.24:29-30; “remanente”, Is.1:9; Ro.11:5, “bestia”; Dn.7:8, Ap.19:20), “Armagedón” (Ap.16:14, 19:17).

2. OTROS EVENTOS DE LA GRAN TRIBULACION:
a)    La aparición del hombre de pecado,(Ez.28:1-10; Dn.7:8, 9:27, 11:36-45; Mt.24:15; Jn.5:43; 2Ts.2:1-12; Ap.6:2, 13:1-9, 19:19-20,20:10).
b)    Los sufrimientos finales de Israel (Dt.28:63-68; Jer.30:4-7; Mt.24:21-27).
c)    La destrucción de Babilonia eclesiástica (Ap.17).
d)    La batalla del Armagedón (Ap.16:13-16; Zac.12:1-9; Is.10:28-32; Mt.24:29-30; Zac.14:2; Is.63:1-6; Is.2:12; Dn.2:35).
e)    La destrucción de Babilonia política y comercial, (Ap. 18 y 19).
f)    El día de Señor en si (Mt.24:42-44; 1Ts.5:4; 2P.3:10; 1Co.6:2-3; 1Co.15:25-26). 
g)    La segunda venida de Cristo, (Ap.19:11-16; Ez.20:33-44; Is.63:1-4; Ro.11:26-27; Sal.2:7-9; Sal.96:13; y 98:9; Is. 63:1-6; Dn.2:44-45; Mt.24:29-30; 2Ts.1:7-10).
h) Satanas atado y condenado (Ap. capítulo 20).
i)    El recogimiento y juicio del pesaroso Israel (Is.61:2-3; Mt.5:4, y 24:30; Dt.30:1-8; Is.11:11-12; Jer.23:7-8; Ez.37:21-28; Mt.23:37, y 24:31; Ez.20:33-44; Mt. 24:37; Mt.25:30; Ez.37:1-14; Dn.12:1-3, y13. Mt.25:10).
j)    El juicio de las naciones (Mt.24:37, 25:46,25:31-46; Gen.12:1-3; Joel.3:2-16; Sal.96:13, y 98:9).
k)   Vida humana en el reinado terrenal (Is.11:10; Mt.25:34; Is.14:1-2, 60:12, 61:5; Ez.37:22; Is.11:6-9, 65:18-25; Jer.31:33; Is.66:1-19; Mt.5:1-7-29; Ro.8:18-23).
l)    Satanas desatado y la ultima rebelión (Ap.20; Jn.16:11, 12:7-12; Ap.20:10, Ap.20:1-3).
m)  La tierra actual y los cielos pasaran (Is.65:17, 66:22; He.1:10-12; 2P.3:3-13; Ap.20:11, 21:1).
n)   El juicio del gran trono blanco (Ap.20:12-15, 21:8, 22:10-15).
o)   El destino de los inicuos (Ap.20:14-15).
p)   La creación de un nuevo cielo y una nueva tierra (Ap.21:3-4; Is.66:22; He.12:22-24; Ap.21:9, 22:7; Jn.14:1-3).
q)   El día de Dios (2P.3:10, 3:12; 1Co.15:28).
Regresar a Indice

XVII EL BAUTISMO EN AGUA.

     La palabra bautizo significa introducir en el agua, sumergir. Es decir muerte, sepultura y resurrección (Ro.6:1-4). Simbólicamente es la muerte del viejo hombre y la resurrección del nuevo hombre para andar en una nueva vida (Ef.4:22-24).

1. El bautismo es una ordenanza (Mt.28:19). Hay que creer en el bautismo (Mr.16:16; Jn.3:5).
2. Requisitos para el bautismo.
a)   Arrepentimiento (Lc.3:7-8).
b)   Fe. (Ro.3:24-27).
c)   Ser doctrinado (Mt.28:20; 2Ts.2:15).
3. Resultados del bautismo:
El bautismo nos salva, pero no quitando las inmundicias de la carne (1P.3:21). El creyente se bautiza no para que sea salvo, sino, por que es salvo.
Regresar a Indice

XVIII SANTA CENA

        Otra de las ordenanzas del Señor es la santa cena, la cual consiste del pan y del jugo de la vid. Los cuales simbolizan el cuerpo y la sangre de nuestro Señor Jesucristo, y que constituye un recuerdo de su sufrimiento y muerte y una profecía de su segunda venida (Mt.26:26-29; Mr.14:22-25; Lc.22:13-20; 1Co.11:12-26). Dicho acto debe ser celebrado por los creyentes. Por creyente debe entenderse el miembro bautizado en agua y en plena comunión con la iglesia; no se debe participar de la cena del Señor indignamente (1Co.11:27-32).
        Para participar en la cena del Señor se requiere una preparación del corazón por parte de todos los hermanos. El que haya hecho pecado debe arrepentirse y buscar perdón. En caso de existir entre algunos de los miembros, enemistades u odio, rencores, disgustos, deben de reconciliarse antes de acercarse a la mesa del Señor. La cena del Señor debe ser una “Expresión de Armonía y amor entres los creyentes”.
Regresar a Indice

XIX LA NATURALEZA DE EL MATRIMONIO

        El matrimonio es una institución divina establecida desde la creación. Mediante el matrimonio Dios impide que la humanidad venga a ser una confusa multitud de individuos dispersos; queda así organizada sobres la base de la familia. Fue instituido por Dios (Gn.1:27, 2:18-24). Entre uno de los elementos del matrimonio esta explicito en la idea de ser una sola carne y también es una comunión espiritual. El elemento básico de todo matrimonio es el “amor” en una unión permanente (Mt.19:6).
 
1. PROPOSITO DEL MATRIMONIO:
a)   Compañerismo (Gn.2:18).
b)   Procreación (Gn.1:28).

        El matrimonio es la forma divinamente diseñado para la más legitima y satisfactoria expresión de los deseos sexuales (He.13:4). Dios aborrece el adulterio y la fornicación (Lv.20:1:23; Mt.5:27-28, 19:9; Ef.5:3; 1Co.6:18). Tales practicas inmorales amenazan la sociedad que Dios ha formado, por lo tanto todo cristiano verdadero, debe de apreciar el sagrado deber del matrimonio. 
Regresar a Indice

XX PRESENTACION DE NIÑOS

        La presentación de niños al Señor no es un bautismo, sino una presentación de acción de gracias, de fe y una súplica de la bendición divina. En el Nuevo Testamento nos dice que el candidato a bautismo debe arrepentirse primero de sus pecados (Hch.2:38), y creer en Jesucristo (Hch.8:37); pero como los niños no han alcanzado uso de razón; pues porque son niños y su edad no se lo permite; por eso es que no se bautizan, sino se presentan al Señor. Citas que prueban este acontecimiento (Mr.10:13-16; Mt.19:13-15; Dt.6:4-9). En el Nuevo Testamento nos dice que el mismo Señor fue presentado a los ocho días de nacido (Lc.2:21-40). Esto nos enseña claramente que los niños no se bautizan porque no tienen pecado; el Señor Jesús es perfecto, sin pecado (Is.53:1-10; 1P.2:22). Por eso no fue bautizado sino presentado.
Regresar a Indice

XXI LA CONSTITUCION


1. LA IGLESIA:
En esencia la iglesia es la comunidad de todos los creyentes del Nuevo Testamento que han sido unidos por el lazo de la fe y de la acción regeneradora del Espíritu Santo. La iglesia es instituida por Dios (Mt.16:18; 1Ts.1:1; Ef.2:20; 1Ti.3:15). Redimida por la sangre de Cristo (Ap.5:9). Es universal por cuanto los Hijos de Dios de todos los países y procedencias forman parte de ella (Hch.2:47, 9:31). Cuando creen en el mensaje de salvación (Mr. 16:16; Mr.1:15). 
       La relación entre Cristo y la iglesia queda maravillosamente ilustrada en el Nuevo Testamento. Cristo es la cabeza, el Jefe del cuerpo (la iglesia). (1Co.12:12, 13 y 27; Ef.5:23-30). El es el esposo (de la iglesia) (2Co.11:2; Ef.5:31-32). Cristo es la piedra cabecera del ángulo del Templo del Señor (Ef.2:19-22; 1P.2:4-5). Así que la iglesia forma parte del cuerpo de Dios (Ro.12:5; 1Co.12:27; Ef.1:23, 4:12; Col.1:24; Hch.2:19).
 Nuestra misión como iglesia es cumplir la encomienda que el Señor nos ha dado y es de predicar el Evangelio (Mr.16:16), dar testimonio de Jesucristo y ganar las almas para su nombre (1P.2:9-10; Fel.2:15-16), vivir en santidad (Ef.4:12-16) y finalmente nuestra misión como iglesia es ayudar a los necesitados (Stg.1:27, 2:15-17; Hch.20:35).

a)     El gobierno de la iglesia.
Las razones por las cuales existe un gobierno en la iglesia local; es porque la misma escritura nos da la autoridad para hacerlo. Toda autorización para un gobierno en la iglesia debe hallarse en las epístolas del Nuevo Testamento y toda regla existe para la iglesia afirmara que su procedimiento es justificado por las escritura. Hay varias citas bíblicas que nos dan los requisitos de quienes pueden participar en el gobierno de la iglesia (Hch.6:3; 1Ti.3:13; Tit.1:5-9; 1P.5:1-3).

b)     Nuestro gobierno se compone de la siguiente manera.
1) Pastor: Director espiritual como siervo de Dios y presidente del cuerpo oficial (He.13:7, 13:17).
2) Cuerpo Oficial: Este cuerpo será reelegido cada año. Las funciones del cuerpo oficial son: 
i. Gobernar y enseñar (1Ti.3:4-5 y 17).
ii. Guardar la verdad revelada de la perversión y del error (Tit.1:9).
iii. Vigilar la iglesia así como ve el pastor por sus ovejas (Hch.20:28).
iv. Supervisar la distribución de los fondos de la iglesia dirigiendo asa el programa financiero. (Hch.6:1-3).

La palabra diacono significa “Servidor” o una persona llamada a servir. El pastor y el cuerpo oficial dirigirán el destino de la iglesia con la dirección del ESPIRITU SANTO.
2. LA ADMINISTRACION FINANCIERA DE LA IGLESIA

La Biblia dice que la salvación o todas las bendiciones que recibimos de parte de Dios no la podemos comprar ni con oro, ni plata, ni dinero (1P.1:18-19; Is.55:1-2). Pero al hacernos miembro activos de la iglesia tenemos que cumplir con nuestras responsabilidades como “Hijos de Dios”. El diezmar y el ofrendar son unas de nuestras responsabilidades como creyentes en el Señor. Sabemos que a través de los diezmos y ofrendas es que la iglesia cubre sus gastos que ocasionan el ministerio y el avance de la iglesia sobre la faz de la tierra. El creyente es “EXORTADO” a dar no por una norma impuesta sino por agradecimiento al Señor de todo lo que le ha dado. El Señor se hizo pobre siendo rico, por darnos a nosotros (2Co.8:9).

El consagrar los diezmos a Dios ha sido practicado en el Antiguo Testamento y Nuevo Testamento por los patriarcas y profetas, y la iglesia primitiva (Gn.28:22; Ex.35:29; Lc.18:12; He.7:12). Algunos creen que el diezmo es exigido por la ley, pero sin embargo cuando Abraham dio su diezmo al sacerdote Melquisedec fue antes de la ley. (Gn.14:18-20). Debemos de diezmar y ofrendar no con tristeza en nuestros corazones sino con alegría porque Dios ama al dador alegre.
a)     QUE ES EL DIEZMO:
El diezmo es el 10% del sueldo de trabajo o de entrada general que obtiene una persona. Es usado p ara el uso consagrado o sea es para Dios (Gn.28:22). Dios ama al dador alegre si nosotros damos él también nos dará. (2Co.9:6-8). No podemos robarle a Dios, de lo mucho que recibimos podemos darle la parte que lel pertenece al Señor (Mal. 3:8-10).

Los diezmos y ofrendas serán contados por dos oficiales de la iglesia, registrados en el libro de contabilidad. Todo gasto o salida será autorizada por el cuerpo oficial.
3. MIEMBRO DE LA IGLESIA.

Se llama miembro activo a un hermano que ha dado frutos y que ha cumplido satisfactoriamente las condiciones para ser miembro.
a)     Creer en Jesucristo como salvador (Hch.4:12, 16:31).
b)     Arrepentimiento (Lc.24:47; Hch.17:30).
c)     Casarse si esta en fornicación o adulterio (He.13:4).
d)     Tener un pleno conocimiento de la doctrina y práctica de la iglesia y ser bautizado en agua como enseña en el libro de Mateo 28:19.

Cualquier persona que venga de otra iglesia y desee ser miembro de esta iglesia lo será un vez traiga una carta de recomendación de su pastor o de la iglesia que pertenecía antes. Entendiéndose que nuestra iglesia se reserva el derecho al no aceptarlo como miembro, si así lo estima procedente reservándose que le demos un tiempo de prueba que la iglesia estime conveniente, sino cumple los requisitos será recibido como principiante. 
4. RESPONSABILIDADES DE LOS MIEMBROS ACTIVOS.
a)     Congregarse todos los días de culto (He.10:25; Hch.5:42; Ga.4:10).
b)     Obedecer y respetar al pastor y al cuerpo oficial; porque a ellos les es encomendado de velar por nuestras almas. (He.13:17; 1P.5:5).
c)     Llevar a cavo la comisión encomendada. (Mr.16:15).
d)     Cumplir con los deberes del diezmo y ofrendas (Mal.3:8-10).
e)     Mantener reverencia en la casa de Dios, no conversando con su hermanos, ni masticando chicle y ninguna golosina o saliendo durante las horas de culto, cuidando el templo de Dios atraves del aseo personal y de sus hijos. (Ec.5:1-3; He.12:28; Hab.2:20).
f)     Anhelar el crecimiento espiritual por medio de la lectura de la Palabra, oración y ayuno llevando una vida consagrada al Señor escuchando el mensaje puro de la Palabra de Dios (1P.2:2; Jn.17:17; Hch.1L14; Mr.9:29).
5. NORMAS DE CONDUCTAS DE LOS MIEMBROS.

El miembro de esta iglesia debe cuidarse en su forma de vestir y arreglo personal, tanto dentro como fuera de la iglesia para proteger el testimonio de la iglesia de Cristo.
a)     La mujer no puede cortar el cabello (1Co.11:15; 1Ti.2:9), porque en lugar de velo le es dado el cabello.
b)     No usar faldas ni trajes cortos o trajes cortos y rajados, escotados, transparentes, ni vestir ropa de hombres (pantalones). No puede ser una vestimenta que provoque o que muestre su desnudes (Dt.22:5; 2Co.5:3; 1Ti.2:9; Ap.3:18). No usar pintura o maquillaje en su rostro, manos cabeza o pies, no sacarse la ceja, no usar cadenas, ni pantallas o aretes (Ro.1:26; 2R.9:30; Ez.23:36-45; 1Co.3:10; Mt.5:36; Ex.21:6; 1P.3:3; Ex.32:2).
c)      Los hombres no dejarse crecer el cabello, la barba, bigote arreglado, pantalones no pegados que se marquen sus partes, camisa bien abotonada, no usar cadenas (1Co.11:15; Ex.32:2). Tanto el hombre como la mujer deben usar ropa adecuada cuando van a dirigir o ministrar no se le permite a nadie usar el pulpito sin antes cumplir con lo antes mencionado.
Mientras se está celebrando el culto ningún miembro debe estar hablando con su vecino, ni masticando chicle, peinándose, ni haciendo otra cosa que no se atendiendo al culto.(Hab.2:10).
Para ser aceptado como miembro el creyente no puede buscar la suerte con la lotería, gallos, caballos, y otros juegos (1Co.9:24-27). Tomas bebidas embriagantes, fumar, o masticar tabaco, consultar a los espiritistas, asistir a las playas, o balnearios públicos, comer sangre de animal, morcillo o moronga. (2Co.6:16-18; Hch.15:10-29).
NOTA: nosotros no usamos velo, “con todo eso, si alguno quieres ser contencioso, nosotros no tenemos tal costumbre, ni las iglesias de Dios” (1Co.11:16).
6. DISCIPLINA DE LA IGLESIA:

La disciplina en la iglesia no es algo opcional sino es un mandamiento: es absolutamente necesaria si estamos dispuestos a obedecer las Escrituras. (Mt.18:15-20). Nos enseña que a un hermano en pecado se le debe confrontar, reprender y por ultimo excluir de la iglesia si se rehúsa arrepentirse. 
En libro de Hch. 5:1-11. Ilustra lo serio que es cometer pecado dentro de la iglesia, la sensibilidad especial que tiene el Espíritu Santo contra el pecado, lo rápido que Dios juzga el pecado. El 1Co.5:1-5. Enseña que en cado de pecado que se comete repetidas veces y sin muestras de arrepentimiento la iglesia debe: entristecerse, buscar formas de corregirlo, entrar a juzgar el pecado finalmente excluir de la congregación al miembro que no se arrepiente. 
a) PROPOSITOS DE LA DISCIPLINA:
1)    Honrar al Señor Jesucristo.
 La práctica de la disciplina es un acto de obediencia a todos los mandatos de las Escrituras que ya hemos visto.
2)    Restaurar al hermano que ha pecado.
Mt.18:15. Afirma que lo primero que se debe tener en cuenta al disciplinar es “ganar” o restaurar al hermano que nos ha ofendido. (2Co.2:8; Ga.6:1). El propósito de disciplinar es restaurar y no destruir. 
3)    Mantener la pureza.
El pecado afecta negativamente a la iglesia en todos los aspectos. El pecado penetra a todo el cuerpo de Cristo. La pureza y la santidad son necesarias para disfrutar del poder. Tal fue el caso de Acán cuando el ejercito de Josué fue vencido en Hai (Jos.7:1; 1Co.5:6-8).
      Es por esta razón que cuando algún miembro fuere acusado de algún pecado que afecte las normas de la iglesia será llamado al cuerpo oficial y juntamente con el pastor será acordado el periodo de restauración según la gravedad de la falta cometida. Durante este tiempo de restauración el miembro será privado de su privilegio, no olvidando su asistencia a los cultos, orando y ayunando para que pueda así tener un buen resultado del tiempo de restauración (Nm.12:1-15).


Regresar a Indice

CONCLUSIÓN

Damos gracias a Dios y a nuestro Señor Jesucristo, por la inspiración del Espíritu Santo que se nos fue dada para poder redactar este reglamento. Sabemos que el contenido del mismo servirá de gran provecho espiritual y de crecimiento para la obra del Señor.
 Pedimos a Dios que todo hermano “Creyente” al leer y escudriñar este reglamento le sirva para obtener más conocimiento de la Palabra de Dios, aumentar su fe, conocer las normas y reglas de la iglesia. 

QUEREMOS AGRADECER A LOS HERMANOS, JUAN HERIBERTO INTERIANO. PASTOR. AL HERMANO EDGAR MASAYA Y A LA HERMANA CONSUELO LOPEZ QUE CON SU COOPERACION Y TRABAJO HICIERON POSIBLE LA REDACCION DE ESTE REGLAMENTO.



Nota: Prohibido cualquier alteración, copia completa o parcial de este Reglamento. 
Descargar Manual
Share by: